¿EL QUÉ Y CÓMO?

Estas son preguntas fáciles que los politólogos se hacen para encontrar una clara posición de las diferentes corrientes filosófico-políticas que existen. ¿Qué pretenden estas filosofías, corrientes o ideologías políticas? Todas ellas pretenden una sola cosa. Un solo objetivo final: LA FELICIDAD PLENA DE LAS PERSONAS en forma justa. La Felicidad de vivir en una sociedad equilibrada y satisfecha. ¿Cómo pretenden llegar allá? ¿Cómo pretenden hacerlo? Aquí está la diferencia mayor y total de las diferentes corrientes.  Muchos estudiosos llaman a esto los medios y los objetivos. Estamos de acuerdo que el objetivo mayor de todas es el mismo: la FELICIDAD DE TODOS. Para Maquiavelo, cualquier medio es, o debe ser permitido para alcanzar el objetivo. Esta propuesta, es rechazada casi por unanimidad (excepto por las dictaduras). Entonces, el fascismo, el nazismo, el marxismo, el comunismo, la Democracia, tienen el mismo objetivo: producir felicidad para que todos sean felices si es con justicia social, mejor aún. El problema, está en la “forma” propuesta para llegar al objetivo. Todas las corrientes políticas proponen formas diferentes. Muchas corrientes políticas usan formas que realmente producen lo contrario: INFELICIDAD. Y lo hacen en forma permanente a pesar que digan que lo hacen en forma provisoria o temporaria. Generalmente éstas proponen el uso de las Dictaduras. En el espectro político, tenemos los Totalitarios. Estos pueden localizarse en la extrema derecha (fascistas y nazistas) o en la extrema izquierda (marxistas e comunistas). Con toda seguridad (ya comprobada) que producen lo contrario: INFELICIDAD. Usan las dictaduras para llegar al objetivo que nunca alcanzan y nunca llegarán allá. Es el peor camino, el rumbo equivocado, “el sendero tenebroso”. Dicen los politólogos: “De algo malo, no se puede esperar nada bueno”. Las otras filosofías, proponen usar el camino de la Democracia para buscar el objetivo. Los Partidos Democráticos se distribuyen en el espectro político en tres áreas bien demarcadas. Partidos de derecha, partidos del centro y partidos de la izquierda. Todos estos partidos son adversarios entre sí y los totalitarios o extremistas son sus enemigos. Para aclarar más el tema, diremos que la Filosofía Socialista Democrática puede generar partidos de centro izquierda como de izquierda, que reúne lo mejor del socialismo (justicia social) con lo mejor de la Democracia (libertad y pluripartidismo). Sabemos que la Democracia en sí no resuelve nada, pero permite resolver todo. Los totalitarios y los extremistas con sus dictaduras no traen solución para nada, pero mucha INFELICIDAD para todos.

LA DEMOCRACIA ES EL UNICO SISTEMA POLÍTICO VERDADERAMENTE REVOLUCIONARIO.  (Sergio Raul Menares Becker).

Deixe uma resposta

O seu endereço de e-mail não será publicado. Campos obrigatórios são marcados com *