GUERRA TOTAL!!!

Hace 75 años – en 1943 – en el Palacio de los Deportes, ante 14.000 soldados nazistas fanáticos, el Ministro de Propaganda de Adolf Hitler, Joseph Goebels, preguntaba a gritos dados, si querían a guerra total. Obviamente que se refería a los “bolcheviques” (marxistas) que habían invadido a Alemania como respuesta contra los alemanes que habían invadido primero la URSS. Hace casi 50 años que el dictador Augusto Pinochet de la derecha chilena dice que había que exterminar el marxismo (mediante la operación Cóndor). Estos dos idiotas pensaban (como muchos piensan hasta ahora) que el marxismo o el bolchevismo del Imperialismo Marxista, se extermina con la fuerza bruta. Para la derecha, como el fascismo (y su máxima expresión, el nazismo) el marxismo se extermina solamente con “campos de concentración”, con la tortura y la muerte. Exactamente como el marxismo piensa que se extermina la Democracia (por la fuerza). Para la Democracia, el marxismo y el fascismo (o el nazismo), tienen el mismo resultado: el ostracismo. Cualquier dictadura, pisotea los valores mías nobles de la Democracia principalmente, la Libertad de expresión, por eso los Trabajadores no marxistas Socialistas Democráticos, tenemos ASCO y ODIO de las dictaduras. Pensamos que el marxismo es una teoría errada (e malvada) de ver o mundo y la sociedad. Por eso, una “teoría errada, se combate con una teoría cierta”. Esta teoría cierta es validar la Educación, la Instrucción y la Salud públicas gratuitas para todos. No prohíbe la empresa privada, desde que sea con dinero privado. Hace del Trabajo una obligación y del Salario un derecho. Solidariza con todos los movimientos populares con respeto a la Democracia. Valoriza y respeta la propiedad privada con menos impuestos para todos. Pensamos que más casas, más moradías con urbanismo, es dar un golpe en el marxismo. FFAA profesionales e independientes, son garantía de una Democracia. Os cinco poderes una nación deben ser independientes entre sí. Siempre luchar por estos principios y de hacerlo en forma pacífica. SOMOS INTERNACIONALISTAS SIN FRONTERAS. El nacionalismo es una estupidez. Como si el pan con margarina fuera mejor afuera que dentro de nuestro país. Los incompetentes hacen uso del nacionalismo para sus fines propios y mezquinos. Dejemos el nacionalismo para Hitler, Pol Pot, Stalin, Fidel Castro, Donald Trump, etc.

Deixe uma resposta

O seu endereço de e-mail não será publicado. Campos obrigatórios são marcados com *