LA SENTENCIA

Una de las particularidades de los marxistas-comunistas que los hacen diferentes de los demócratas, comprobadamente, son los juicios realizados por los tribunales comunistas en los países que ellos dominan. El Mayor General Dimitri Volkonov, que formaba parte de la alta jerarquía militar de la extinta Unión Soviética en la era estalinista, comenta que Stalin tenía en la mesa las sentencias de los altos militares que serían juzgados en Moscú por negligencia (en verdad por invenciones de Stalin). Todos ellos terminaban con su fusilamiento en el mismo día del juzgamiento. Esto también era una rutina para los civiles que serían juzgados. Ahora entendemos con claridad la maldad de los comunistas. Matar, matar, que el mundo se va acabar. Era el lema de Stalin. Algunos idiotas creen todavía en el comunismo. Recordemos que el imbécil de Pablo Neruda, premio Nobel de literatura, hacia odas a Stalin. En la Democracia es muy raro encontrar un país donde se practique la muerte de los acusados, excepto en los países comunistas como Cuba, Corea del Norte, China comunista, etc. El marxismo-comunismo se ha demostrado en la práctica como un sistema dictatorial, cruel y opresor, principalmente de los Trabajadores, igual o peor que los nazistas-fascistas. No tienen respeto por nada y por nadie. Los Trabajadores NO marxistas, SOCIALISTAS DEMOCRÁTICOS sabemos que el Imperialismo Marxista trabaja día y noche, sin descanso, para enjaularnos en una dictadura comunista por toda la vida, junto con nuestras familias. Tenemos ODIO y ASCO de las dictaduras.

Deixe uma resposta

O seu endereço de e-mail não será publicado. Campos obrigatórios são marcados com *